Suministros, instalación, capacitación y servicio de equipos y sistemas de aire acondicionado
Como protegernos de los contaminantes internos

Como protegernos de los contaminantes internos

Los contaminantes que viajan por el Aire

Cabe aclarar que nunca nos vamos a poder blindar en un 100% contra los contaminantes externos que penetran a los ambientes interiores o los contaminantes propios del ambiente interno, sin embargo podemos en los hábitats cerrados (viviendas, carros, oficinas, cines, iglesias, etc.), donde pasamos el 90% de nuestro tiempo, reducir y controlar los ataques de estos minúsculos pero poderosos enemigos biológicos de nuestra salud, tales como son:

Las bacterias & súper-bacterias:

La ciencia médica constantemente está creando nuevas generaciones de antibióticos para combatir a estas súper-bacterias, que causan muchas muertes hasta tanto se logren producir los antibióticos adecuados. Mención especial merece la bacteria que produce la “TB” (tuberculosis) descubierta por Robert Koch. El tratamiento con antibióticos puede durar entre 6 a 7 meses y en algunos casos donde la bacteria se hace resistente, se necesitan con suerte hasta 2 años para controlar la infección. Hay 1% de los casos donde la bacteria vence a los antibióticos.

Ácaros:

De la familia de los arácnidos de 8 patas, que habitan principalmente en el polvo y viajan por el aire natural o circulando por medio del ciclo de aire a través de los equipos de aire acondicionado.

Hongos:

Estos microorganismos pueden causarnos desde una simple reacción alérgica hasta producirnos la muerte. Viven y se reproducen en ambientes muy húmedos y mientras más oscuros mejor, alimentándose de cual desecho existente. Recordemos el dicho: “Mantengamos al enemigo en la oscuridad y alimentemos-lo con basura”. También los hongos causan perdidas millonarias en las estructuras de las edificaciones. Un hábitat muy buscado por estos microorganismos son los aires acondicionados, donde los serpentines siempre están muy húmedos y los conductos de distribución de aire llenos de polvos con inmensas cantidades de nutrientes para la proliferación de los hongos.

Virus y Resto de los VOCs (Volátil Organic Compounds):

Estos microorganismos y componentes orgánicos conforman otro grupo de enemigos de nuestra salud.

Solución:

Ahora bien ya hemos identificado a la mayoría de nuestros enemigos biológicos (bacterias, ácaros, hongos, etc.) que viajan por el aire interior que respiramos y que se ensañan con los más jóvenes, viejos y los que tienen su sistema inmunológico comprometido. Sabiendo que los sistemas de aire acondicionado representan unos hábitats preferidos por ellos, nuestro siguiente paso es como combatirlos, lo cual es bastante sencillo si controlamos adecuadamente la: temperatura, humedad, y pureza del aire circulante. Mientras más alto es la humedad, temperatura y contaminación del aire más  enfermos habrá.

Mantener la temperatura, humedad y la dilución de contaminantes con aire fresco exterior controlado depende del diseño y mantenimiento del sistema de aire acondicionado y si este ha sido mal diseñado y/o mal mantenido habrá que invertir grandes cantidades de dinero y tiempo en las soluciones. Sin embargo una solución muy económica para purificar el aire que es independiente de los factores antes mencionados, son los Rayos Ultravioletas Germicidas de Ondas “C” (UV-C) especiales para los aires acondicionados, los cuales discutiremos en una próxima entrega.

Deja un comentario

Cerrar menú